GOBIERNO MUNDIAL CIENTÍFICO

GOBIERNO MUNDIAL CIENTÍFICO

Ya está establecido científicamente, que el átomo de carbono, es la base para la formación de las moléculas, que intervienen en la formación de las células vivas.     Así mismo está establecido, que gracias a las ionizaciones inducidas por los rayos solares, sobre los átomos de hidrógeno y oxígeno, se formaron las moléculas de agua, que al caer sobre la superficie terrestre formando la hidrósfera, favorecieron la aparición de los hidratos de carbono, gracias a la capacidad del agua para disolver sustancias y permitir así, la formación de otros compuestos, que como las proteínas hacen parte esencial de la estructura celular de todas las formas de vida orgánica.

En consecuencia, la incidencia fundamental de las radiaciones térmicas solares, que inducen las ionizaciones atómicas necesarias para las cohesiones moleculares, permitieron la formación de moléculas de agua en la ionosfera, y más tarde, con la aparición de la vegetación, propiciaron a través de la fotosíntesis, que también es una consecuencia de las radiaciones térmicas solares, la formación de compuestos que enriquecieron la vida de la biosfera.

Por lo tanto, la vida cuántica, que es una propiedad de los átomos, dado que son estados oscilatorios de la materia, constituidos por campos de ondas electromagnéticas, que absorben, procesan y transfieren energía, se transmuta en vida orgánica más organizada, gracias a la propiedad que tiene el átomo de carbono, de crear cadenas moleculares asociadas con átomos de hidrógeno, oxígeno, fósforo y nitrógeno.

En consecuencia, fueron las Leyes de la Termodinámica Solar, las que propiciaron la aparición de la vida orgánica en la Tierra, y por lo tanto, dichas Leyes, son las únicas capaces de justificar, el Ordenamiento Constitucional de un Gobierno Mundial Científico, capaz de salvaguardar, el Derecho a la existencia de la humanidad y la supervivencia de la vida biosférica, amenazadas por conductas criminales de líderes ignorantes, animados únicamente por su afán de lucro despiadado.

Y dado que el trabajo es el motor de la economía, corresponde al Estado Científico, que surja de ese marco jurídico constitucional, tomar el control absoluto de la institución Bancaria Central, creada para emitir los recursos monetarios necesarios, que posibliten el pleno empleo, dirigido a la restauración de la biosfera terrestre, depredada por la economía primitiva irracional, y al mismo tiempo, recuperar las relaciones humanas internacionales de solidaridad, inficionadas por la corrupción generalizada de los homínidos logreros, astutamente empoderados en los falsos valores mercantiles.


Autor:

Jose Roberto Gómez Gutierrez
espiritusolar@gmail.com

Compartir

Comentarios

No hay comentarios disponibles